El tratamiento capilar con luz LED detiene la caída del cabello y acelera su crecimiento.

Es un tratamiento indoloro y sin efectos secundarios, que consiste en aplicar la luz LED en la zona capilar que nos interesa. Esta luz penetra en el cuero cabelludo favoreciendo la renovación celular y mejorando la salud del cabello.

Son candidatos a este tratamiento tanto hombres como mujeres con pérdida de pelo; ya sea por factores hereditarios, por enfermedad o por la ingesta de medicamentos.

Este es un tratamiento muy recomendable después de un trasplante/injerto capilar para potenciar sus resultados.