La liposucción es una actividad cada vez más popular en la búsqueda de un buen estado físico. Hay que tener en cuenta pequeñas zonas corporales como:

  • Tobillos
  • Muñecas
  • Rodillas
  • Gemelos

donde es difícil poder modelar la grasa localizada con ejercicio o dietas. Para estas áreas críticas disponemos de intervenciones poco agresivas aunque seguras y efectivas. Son las denominadas mini o micro-liposucciones. Se realizan sobre zonas pequeñas y de difícil acceso utilizando cánulas muy finas.

¿En que consisten estas técnicas?

Las mini-liposucciones acostumbran a realizarse con anestesia local y son intervenciones con una menor agresión (cirugía ambulatoria) y una mejor recuperación (el paciente podrá desarrollar su actividad habitual llevando unas vendas compresivas durante 2 semanas).

La técnica de la mini-liposucción también se puede realizar en zonas muy localizadas de la mama. Por ejemplo se pueden realizar en la zona del temido “michelín” que aparece en el lateral de la mama por debajo del brazo y va hacia la espalda.

Actualmente, hay una creciente demanda en la cirugía del abdomen para “refinarlo”. Cada vez son más las mujeres que, después de los embarazos y tras la menopausia, ven su cuerpo cambiar y recurren a la cirugía.

En el caso de los hombres, las intervenciones quirúrgicas más habituales son para eliminar grasa acumulada en barriga, cintura abdominal y pecho.

UNIDAD DE CIRUGÍA PLÁSTICA, ESTÉTICA Y REPARADORA