El 95% de los casos de cáncer de mama detectados a tiempo se curan.

La detección precoz permite aumentar las opciones terapéuticas para el tratamiento del cáncer de mama. En especial las menos agresivas (por ejemplo, una cirugía conservadora en lugar de una mastectomía).

Por ello es tan importante la reducir el riesgo de padecer un cáncer de mama. Debes tomar conciencia que tú conoces tu cuerpo y acudir al ginecólogo ante cualquier cambio que detectes. Por ejemplo, durezas, bultos, manchas, secreciones y cambios de forma o tamaño en la piel o en el pezón.

Tanto hombres como mujeres pueden padecer cáncer de mama.

Aunque es más común que aparezca en mujeres y su riesgo aumenta con la edad. Es a a parir de los 50 cuando la curva de crecimiento es más pronunciada.

 

Nuestras recomendaciones:

Realízate un autoexamen mensual de la mama.

Desde los 20 años puedes empezar esta rutina de autoexamen mensual. El momento más propicio para hacerlo es una semana después de la menstruación.

Esta exploración no detecta si padecemos un cáncer de mama. Es más bien un hábito que ayuda a conocer nuestros senos y por lo tanto a poder detectar cualquier anomalía.

Mantén un peso saludable.

El sobrepeso hace que los niveles de insulina en sangre sean más elevados. Esto favorece a padecer cáncer de mama frente a otras personas cuyos niveles son normales.

El peso saludable debe mantenerse durante toda nuestra vida y tener especial atención después de la menopausia. Es entonces cuando nuestro organismo recurre al tejido adiposo para obtener los estrógenos que antes obtenía de nuestros ovarios y ahora no. Está probada la relación entre altos niveles de estrógenos y probabilidad de padecer cáncer de mama.

Modera tu consumo de alcohol. Una copa al día sería un consumo moderado.

No fumes y si eres fumadora pasiva no frecuentes lugares con humo.

Si no tienes una rutina de ejercicio físico en tu día a día márcate una que incluya 4 horas semanales como mínimo.

Comparte esta información y ayúdanos a concienciar sobre la importancia de la prevención en medicina.