Un alto porcentaje de la población, especialmente mujeres, han recurrido en alguna ocasión a las llamadas dietas milagro. Éstas suelen prometer (sin ninguna base científica) una pérdida de peso rápida, supuestamente efectiva y en la mayoría de los casos, sin esfuerzo. Pero este tipo de dietas no son saludables.

¿Por qué no son saludables las dietas milagro?

  • Este tipo de dietas no están supervisadas por un profesional médico
  • Se dirigen a cualquier individuo sin tener en cuenta patologías previas, características personales o hábitos de vida.
  • Prometen una pérdida de peso rápida
  • Aportan menos energía de la que se necesita con importantes carencias nutricionales
  • No enseñan a adquirir unos hábitos de vida saludables que se puedan mantener en el tiempo

Todo tratamiento de pérdida de peso debe estar supervisado por un profesional de la medicina que valore el estado de salud del paciente al inicio del mismo y ver así que no existe ningún tipo de patología previa que pueda verse agravada por el tratamiento de pérdida de peso.

Las consecuencias negativas de las dietas milagro pueden ser de diversa índole y grado.

Entre los riesgos más comunes a los que nos exponemos con las dietas milagro es el efecto rebote, que se produce el 100% de las veces, dado que no enseñan a adquirir unos hábitos de vida saludables que se puedan mantener en el tiempo.

Aprender qué comer, cómo comerlo y cuándo comerlo es imprescindible para que un tratamiento de pérdida de peso sea efectivo y duradero.

El metabolismo basal

El metabolismo basal es el gasto energético que el cuerpo hace para sobrevivir. Éste viene predefinido genéticamente y a partir de los 30 años comienza a ralentizarse. Aumentar el metabolismo basal debe ser, junto a la pérdida de peso saludable, uno de los objetivos de toda dieta para que sea definitiva y no se produzca el efecto rebote.

Antes de empezar cualquier dieta es importante consultar  un profesional médico para que nos asesore con garantía de éxito de un modo saludable.

 


¿Nos ayudas a compartir?