El ácido hialurónico es una sustancia natural que forma parte de nuestro organismo. Se encuentra presente en nuestros órganos internos, pero sobre todo actúa en la piel conservando su humedad y elasticidad. Su uso en la cosmética lo ha convertido en uno de los productos preferidos por las “celebrities” para retrasar el envejecimiento. Décadas atrás, comenzó a aplicarse esta sustancia mediante inyecciones con el fin de hidratar la piel. Ahora se utiliza como parte de diversos cosméticos, y combinado con otros productos debido a sus virtudes:

Hidratación

Cuando se alcanza una edad madura, la piel comienza a disminuir su capacidad de retener agua. Este componente le devuelve a la epidermis su capacidad de retener la hidratación, brindándole elasticidad y volumen. A diferencia de otros productos como el colágeno y el botox, esta sustancia tiene menos tendencia a las reacciones alérgicas. Es un tratamiento firme y seguro.

Beneficia reparación de la piel

Este elemento colabora en la regeneración y proliferación de las células de la epidermis, por lo que también beneficia su capacidad de regeneración. Por lo tanto favorece la curación de lastimaduras, y reduce la posibilidad de enrojecimientos o reacciones alérgicas. Es por esto que en el campo médico se lo emplea en métodos de infiltración para reparar articulaciones dañadas.

Protege a la piel del sol

Debido a sus virtudes regenerativas del ácido hialurónico, la piel se vuelve más resistente a la acción de los rayos UV. También protege el ADN y ARN de las alteraciones que puede sufrir la piel a la exposición solar. Debido a estas virtudes es uno de los productos más empleados en la cosmética en la actualidad.

También te puede interesar leer otros artículos:

Si te ha parecido interesante puedes compartir en